El gas natural que ofrecemos es un servicio complementario para nuestros clientes de energía eléctrica.

¿Puedo Contratar Gas?

Disfrutamos trabajando con una amplia variedad de suministros de gas.

La energía del ahorro:
cambia gratis, fácil y rápido

No pagues de más por tu energía

En INGENRY SAVING somos consumidores de electricidad y gas, como tú. Cada mes pagamos las facturas de la luz y el gas de nuestras oficinas, y también tenemos que hacer frente al consumo de nuestros hogares, igual que tú. Pero tenemos una cosa clara: sabemos cuál es realmente el precio de la luz y el gas, sus impuestos y sus costes de generación, transporte y distribución. ¡No queremos pagar más por lo mismo!

Si dispones de instalación de gas finalizada, con el correspondiente certificado emitido por la empresa instaladora, ya puedes contratar el suministro de gas natural con una empresa comercializadora. La compañía comercializadora de tu elección será la encargada de remitirnos tu solicitud de alta en gas natural.

Existen dos opciones de contratación:

Contratar el suministro a un precio y condiciones libremente pactados con un comercializador. En el mercado libre, las compañías fijan el precio de la energía y el consumidor elige la tarifa que más le interesa.

Acogerte a la tarifa de último recurso. En esta tarifa es la Administración la que fija el precio. Pueden acogerse a la misma aquellos consumidores conectados a gasoductos cuya presión sea menor o igual a 4 bar y cuyo consumo anual sea inferior a 50.000 kWh. Existen dos tarifas de último recurso dependiendo del consumo anual del cliente:

                     T.1 para un consumo inferior a 5.000 kWh/año. Este rango de consumo es el habitual en una vivienda con cocina y/o calentador de agua de gas natural.

                     T.2 para un consumo superior a 5.000 kWh/año e inferior a 50.000 kWh/año. Este rango de consumo es el habitual en una vivienda con calefacción de gas natural.

Años de experiencia

30

Contratos

160K

Comparamos

15

Con la confianza de las empresas de más rápido crecimiento del mundo:

Medidas para ahorrar gas natural en casa

Medidas para ahorrar gas natural en casa

Tomar medidas para ahorrar gas natural en casa es clave y, para ello, es imprescindible cambiar algunas rutinas o hábitos que aumentan considerablemente la factura de gas. Eso sí, no te asustes porque el proceso es mucho más sencillo de lo que piensas.

Como sabes, la calefacción, la cocina y el agua son los tres elementos que más encarecen tu factura de gas. Por ello, nos vamos a centrar en ellos pero no debes descuidar otros puntos que también deberás tener en cuenta si quieres ahorrar gas natural en tu vivienda.

Trucos para ahorrar en calefacción de gas natural

¿Te has preguntado alguna vez cómo gastar menos en la calefacción de gas? Lógico, la calefacción es el consumo más caro de tu factura y, por tanto, es clave reducir sus costes para saber cómo ahorrar gas en invierno. Para ello, te recomendamos tener en cuenta los siguientes consejos:

Reduce la temperatura. Si quieres saber a cuántos grados se debe poner la calefacción para ahorrar, ya te adelantamos que los tan habituales 25 o 26 grados son excesivos e innecesarios. Si quieres ahorrar gas natural en casa no deberás superar nunca los 23º y tampoco dejar la calefacción encendida todo el día por mucho frío que haga.

Y sí, sabemos que es muy cómodo ir en manga corta en invierno, pero no es una buena opción para abaratar costes y, sobre todo, es muy contraproducente de cara a proteger el medio ambiente. Así pues, te recomendamos tener siempre a mano una chaqueta o sudadera con la que no tendrás la necesidad de poner tan alta la temperatura y podrás ahorrar gas natural en casa.

Y es que, este punto es clave para saber cómo ahorrar en gas en invierno ya que es el principal motivo de que tus tarifas aumenten tanto durante estos meses.

No calientes las habitaciones que no usas. Esta es una de las medidas para ahorrar en calefacción de gas que menos se tiene en cuenta y también es muy importante. Así que ya sabes, si tienes un cuarto de invitados en el que solo entras para limpiar, lo más recomendable es que reduzcas al máximo su consumo. Programar el termostato para ahorrar calefacción es una de las mejores decisiones que puedes tomar en este sentido.

Revisa los radiadores. Purgarlos unas semanas antes de que empiece el invierno será suficiente para optimizar la calefacción y que los radiadores den el máximo rendimiento. Por otro lado, también deberás tener en cuenta otros trucos para ahorrar gas como apagar los radiadores, situarlos cerca de las ventanas o no colocar prendas de ropa encima.

Aprovecha la luz del sol. En España, incluso en invierno, el sol debe penetrar en la vivienda para calentarla. Por ello, conviene que las cortinas y persianas no imposibiliten su acceso durante el día.

Aísla tu vivienda para ahorrar gas natural en casa. En muchas viviendas las puertas y, sobre todo, las ventanas permiten la entrada de aire como consecuencia del uso. Para que entre el menos posible y tampoco existan fugas de calor conviene que las renueves o hagas uso de varias gomas.

Con cinco o diez minutos es suficiente para ventilar. Entendemos que en cualquier vivienda es conveniente abrir ventanas para descondensar el ambiente. Eso sí, no te pases o el calor saldrá por la vía que le has abierto. Además, recuerda ventilar con la calefacción apagada porque, de lo contrario, estarás desaprovechando energía.

Estos son los principales tips para saber cómo ahorrar gas natural en casa. A continuación, encontrarás consejos para que el agua también te salga más económica.

Cómo ahorrar gas natural en casa con los calentadores de agua

El agua es una de las fuentes de consumo de gas natural más importantes de la casa. Queremos que también consigas abaratar sus costes, así que te aconsejamos tener en cuenta estos sencillos tips para saber cómo ahorrar gas natural en casa:

Fija una temperatura del calentador óptima. Como máximo esta debería estar a 45 grados ya que es más que suficiente y, de este modo, te aseguras de que el consumo de tu vivienda no se disparará.

Cierra grifosimprescindible para saber cómo ahorrar gas natural en casa.

Sustituye los baños por las duchas. Como imaginarás, una ducha gasta de media mucha menos agua que un baño.

Utiliza el programa de lavado con agua fría en la lavadora. Esto no siempre será posible, pero si tu ropa no está muy sucia es una buena decisión.

Cuidado con encender el agua caliente cuando no lo necesites. Muchas veces quieres lavarte las manos o ducharte con agua fría y al estar el grifo en la posición del agua caliente lo enciendes y activas el calentador. De este modo, estás pagando por un consumo que no vas a utilizar.

Sin duda, el agua es uno de los puntos a los que debes dar prioridad de cara a saber cómo ahorrar en la factura del gas natural. Por cierto, si tienes dudas sobre si es más barato cocinar con gas o electricidad te será muy útil entrar en el enlace.

Abaratar costes con cocinas a Gas Natural

Ahorrar en cocinas a Gas Natural es sencillo porque, aunque la inversión inicial es mayor, a la larga es una inversión muy rentable ya que el consumo con gas siempre es menor.

¿Son más baratas las cocinas de gas o las eléctricas?

Pese a ello, conviene que tengas en cuenta los siguientes detalles para que tu cocina sea eficiente y puedas abaratar todavía más los costes:

No abrir el horno mientras se cocina. Esta práctica contribuye a que se pierda el calor y es contraproducente para ahorrar gas natural en casa.

Ten limpia siempre la cocina. De este modo, los quemadores tendrán una mejor combustión.

Utiliza utensilios específicos para cada cocina. Es decir, la sartén o el cazo deben tener un tamaño acorde a tu cocina para conseguir una cocción más rápida. Este punto es muy importante para saber cómo ahorrar gas natural en casa y no siempre se tiene en cuenta.

Cómo ahorrar en gas en invierno correctamente

El gas se consume durante todo el año, pero seguro que has notado que este se dispara cuando llega el frio. Esto se debe fundamentalmente a la utilización de la calefacción y a las largas duchas con agua caliente.

Eso sí, debes estar tranquilo porque para saber cómo ahorrar en gas en invierno no debes hacer nada distinto a tomar las medidas para ahorrar gas en el hogar que te he hemos explicado anteriormente en este post. Simplemente, conviene que en esos meses sigas más a raja tabla los consejos para ahorrar gas en casa y con eso es más que suficiente.

De este modo, sabrás perfectamente cómo ahorrar en gas en invierno y te aseguramos que tus facturas de gas no serán tan altas entre los meses de noviembre y febrero.

¿Cómo cambiar a una compañía de gas natural más barata?

Todos los usuarios tienen la libertad de cambiarse de compañía de gas todas las veces que lo necesiten, siempre y cuando, no tengan que cumplir un periodo de permanencia y no tengan ninguna factura impagada con su anterior comercializadora.

Cambiar de compañía de gas natural es un trámite muy sencillo. Para llevarlo a cabo, el usuario tiene que ponerse en contacto con la nueva comercializadora que será la encargada de gestionar el cambio. Una vez hecho esto, la compañía requerirá al usuario los siguientes documentos:

¿Necesitas una solución personalizada ?

Estamos encatádos de solucionarte tus preguntas.

¿Cómo podemos ayudar?

Consulta Gratis.

Thank you for your message. It has been sent.
There was an error trying to send your message. Please try again later.

Otros servicios.

Ver todos los servicios

Luz

Curabitur ac leo nunc estibul et maur vel ante finibus maximus.

Fotovoltaica

Curabitur ac leo nunc estibul et maur vel ante finibus maximus.

Cargadores de Coches Eléctricos

Curabitur ac leo nunc estibul et maur vel ante finibus maximus.